El principal objetivo de la puesta en marcha de un protocolo de limpieza de oficinas viene motivado por la gran cantidad de instalaciones y tareas a las que hay que hacer frente para que el plan de limpieza resulte efectivo.

Para ello nos centraremos en los siguientes puntos:

  •         Limpieza de mobiliario.
  •         Limpieza de aparatos electrónicos.
  •         Limpieza de pavimentos.
  •         Limpieza de otros objetos.